martes, 15 de octubre de 2013

Mundial: Panamá se aferra a un milagro.

Aturdidos aún por el golazo mexicano a cinco minutos del final que acabó prácticamente con sus esperanzas de ir a su primera Copa Mundial, los panameños se repiten a sí mismos “no está muerto quien pelea”.

“Hay una pequeña chispa de luz y a ella nos estamos aferrando”, dijo el volante de contención Gabriel Gómez.

A esta altura, no obstante, ir al mundial de Brasil requerirá un verdadero milagro: Tendrán que ganarle el martes a Estados Unidos y esperar que México pierda en su visita a Costa Rica.

Si se dan esos resultados, y dependiendo de los marcadores, Panamá podría terminar cuarto en la eliminatoria de la CONCACAF y jugar un repechaje contra Nueva Zelanda, el campeón de Oceanía.

“La posibilidad está”, afirmó el zaguero y capitán Felipe Baloy. “Lastimosamente no pudo ser mejor el partido contra México. El equipo se esforzó, peleó y logró empatar, pero nada se puede hacer con ese segundo gol mexicano”.

Panamá igualó el marcador 1-1 el viernes con un gol de Luis Tejeda que enmudeció al estadio Azteca, pero a cinco minutos del final Raúl Jiménez anotó un espectacular golazo de chilena desde la boca del área que le dio a México una victoria 2-1 y le permitió sacar tres puntos de ventaja a los panameños en la lucha por la cuarta plaza cuando falta una sola fecha por jugarse.

“Dolió bastante, pero ahora estamos mentalizados en que no hay otro camino que sacar los tres puntos en casa y esperar el resultado en Costa Rica”, expresó Baloy.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada